Gabrica
Gabrica
Gabrica
Gabrica
Gabrica
Gabrica

¿Cómo cuidar a una perrita que acaba de dar a luz?

¿Cómo cuidar a una perrita que acaba de dar a luz?
Gabrica
Gabrica
Gabrica
Gabrica

Puedes estar seguro de que cuando tu perrita tenga crías, deberás prestarles atención, pero es ella quien se encargará de cuidarlas y lo hará mejor que nadie. Ten en cuenta que, si bien los cachorros necesitan supervisión, ella también requerirá de cuidados especiales de tu parte. Aquí te contaremos cuáles son sus necesidades y cómo puedes contribuir a su bienestar en esta etapa.

Espacio

Las perritas que acaban de tener crías necesitan poca ayuda con sus cachorros, pero requieren un espacio tranquilo y cómodo. La privacidad también es fundamental para ellas, pues su instinto protector se dispara y pueden sentirse fácilmente amenazadas si muchas personas o perros tienen acceso a su espacio. Así que opta por asignarle a la tuya un lugar en el que se sienta bien refugiada.

Por otra parte, es recomendable que sólo una o dos personas se acerquen a ellas para asegurarse de que todo está bien. De modo que te sugerimos que evites a toda costa invitar a tus familiares o amigos a conocer a los recién nacidos: se trata de una situación estresante para ellas que puede incluso repercutir en la salud de los cachorros. Por su bienestar, lo mejor es permitir las visitas cuando hayan pasado por lo menos cuatro semanas de su nacimiento.


Alimentación

Es normal que las perritas que recién tienen crías no demuestren interés en comer inmediatamente después del trabajo de parto. Sin embargo, al cabo de 24 horas deberían volver a comer. Sírvele a la tuya un poco más de lo que sueles servirle, pues es normal que transcurrido este tiempo necesite comer una cantidad extra.

Alimentar y cuidar a una camada es un trabajo que implica mucha energía para tu perrita, así que lo mejor es darle tanta comida como pida. No es necesario cambiar su alimento (a menos que tu veterinario te lo indique); basta con darle alimento de alta calidad para garantizar la robustez de su cuerpo y la producción de una excelente leche para los pequeños.

Asegúrate de que los recipientes del agua y la comida siempre estén llenos y cerca de tu perrita, recuerda que cuando tienen crías, evitan alejarse de ellas tanto como sea posible y pueden comer hasta dos o tres veces más de la cantidad que suelen consumir mientras estén lactando. Después de un mes, momento en el que empiezan a destetar a sus crías, vuelven paulatinamente a comer en las cantidades normales.


Otros cuidados

Después de una semana, tu perrita puede sentirse más relajada respecto a sus crías, así que es un buen momento para sacarla a una breve caminata.

 

Por último, ten en cuenta que las secreciones vaginales son normales incluso hasta la tercera semana. No obstante, mantente alerta en caso de que veas que la secreción es excesiva o anormal. Revisa también sus mamas no estén demasiado hinchadas o que presenten dolor.  

Debes estar registrado para poder comentar, te invitamos a que te registres presionando el botón 'Registrate! o 'Inicia Sesión'.

|

Etapa de vida de tu mascota

Gabrica